Errores de los medios, ¿Reaccionamos según la condición?

Una foto donde se ve el rostro del “Chucho” Benítez en el féretro, publicada en el sitio web de Diario El Hoy (02/08/2013), desató la furia de varios internautas. Basura, malditos miserables, imbéciles sin cerebro, asco de diario, prensa amarillista, desalmados, escorias, inhumanos, brutales, y otros términos de mayor calibre, fueron algunos de los epítetos utilizados en twitter para rechazar la acción del diario El Hoy.

Por su parte, el rotativo ecuatoriano a los veinte minutos de haber publicado la imagen la retiró. A las 12:57 publicó un post donde, como ya es habitual en ciertos medios (no en todos, lo dejo muy en claro), en ningún momento asumió alguna responsabilidad y mucho menos pidió disculpas, simplemente se limitó a decir que la foto pertenecía a AFP y que fue quitada del sitio web. Además, mostró los captures de los insultos y ofensas emitidas contra ellos.

La furibunda respuesta de los internautas tiene su explicación (no sé si justificación) en el dolor de haber perdido a un gran ser humano, además de prominente futbolista, artillero de la selección, deportista con un enorme futuro; sumado a ello, los familiares del “Chucho” explícitamente habían pedido abstenerse de difundir imágenes del jugador en su lecho de muerte, lo que fue claramente inobservado.

La “venganza” de los ciudadanos y la reacción del medio eran de previsibles, sin embargo salta una pregunta ¿por qué esto no sucede cuando las fotos no pertenecen a un futbolista o famoso?

Imagen

Hoy, 5 de agosto del 2013, la edición impresa de Diario El Extra, también de Ecuador, muestra el cuerpo de un agricultor asesinado a cuchillazos, tirado sobre una sabana con el dorso en gran parte descubierto. En otra página un motociclista que “voló a la eternidad” deja ver su rostro que sobresale de la funda negra que envuelve su cuerpo.

Imagen

Silencio absoluto, ni en la calle o en las redes sociales se comenta al respecto. Nadie señala, insulta, cuestiona, ofende o pide la aplicación de la Ley de Comunicación. ¿Nos acostumbramos a que los ciudadanos (aunque sea después de muertos) seamos tratados según nuestra condición económica? Lamentablemente, así parece ser.

Cada día los ciudadanos son más cuestionadores con la labor de nosotros los periodistas, pero ¿qué sucede cuando los ciudadanos solamente protestan cuando los medios cometen errores con personajes famosos? Sencillamente se garantiza el círculo vicioso de aplicar la ética periodística solo con unos y no con otros, algo inaceptable para cualquier medio de comunicación. Estoy seguro que al igual que los familiares del “Chucho” Benítez, los allegados a este humilde agricultor y al motociclista, tampoco querían ver a sus familiares en esas condiciones. Y usted, ¿qué opina?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s